Un reciente video de TikTok, publicado por Alexandra Lee, una estadounidense de 29 años, ha generado un intenso debate en línea sobre la manera “correcta” de ducharse. El video, que acumuló más de cinco millones de vistas y 21,000 comentarios, muestra a Lee explicando una conversación con su madre que llevó a descubrir que ambas se duchan de manera opuesta.

Lee, quien comparte su vida cotidiana en su cuenta @alittlebitlovey, se sorprendió al enterarse de que no todos se colocan bajo la ducha de la misma manera.

(De interés: Perrito chihuahua se escapó en superautopista de Nueva York y armó tremendo caos).

Lee describe que usualmente se ubica con la espalda hacia el cabezal de la ducha, permitiendo que el agua fluya sobre su cabello y espalda, mientras que su madre prefiere enfrentarse al cabezal, recibiendo el agua directamente en el rostro. Este descubrimiento llevó a Lee a preguntar a sus seguidores si también estaban sorprendidos por esta divergencia en los hábitos de ducha.

Las respuestas variaron, con algunos usuarios apoyando el método de Lee, mientras que otros se inclinaron por el enfoque de su madre.

(Le puede interesar: Video: oso se rebela y ataca a su domador en pleno show de circo).

Comentarios como “yo cierro los ojos y giro”, “cuando lavo mi cabello, le doy la espalda a la ducha” y opiniones contrarias como “enfrentar la cara al agua no suena divertido” y “no puedo creer que haya personas que lo hagan voluntariamente” reflejaron la diversidad de prácticas.

Este video destaca cómo las redes sociales pueden revelar diferencias en las rutinas más cotidianas, generando debates y reflexiones sobre prácticas consideradas hasta entonces como universales. La discusión no solo ha entretenido a los usuarios, sino que también ha arrojado luz sobre las pequeñas particularidades que definen nuestra vida diaria.

Más noticias 

*Este contenido fue reescrito con la asistencia de una inteligencia artificial, basado en la información publicada por La Nación y contó con la revisión de la periodista y un editor.





Fuente: (www.eltiempo.com)